jueves, 18 de febrero de 2010

Un siestecita...

Esta mañana me he despertado y todavía tenía clavada en la retina el sol del atardecer escondiendose tras cabo cope, siempre han sido especiales las puestas desde La Azohia. Tengo el dia libre, me voy con la bici hasta cabo tiñoso, tranquilamente.
Ha sido una salida espectacular, me he encontrado con un notas corriendo! Me ha recordado al que me
Encontre por medio de la nada cuando me vine desde barcelona en bici, menudo viaje!
Comerse una ensalada de pasta con vistas a mar deberia estar prohibido, se disfruta demasiado. Bueno voy a coger el buga que he quedado con estos a tomar cafe en el cervantes y cena familiar...

Proyecto real... Sueño imposible...



Dejemos al destino jugar sus cartas